• ¿Dudas?   
  • 639.21.09.97   
  • info@efolivodecoslada.com

15/09/2018

Un gran día de futbol para comenzar la temporada


Torneo Vallecas - CADETE A

Resultado: -

Fecha: 15/09/2018

Hora: 11:35

Estadio: Ntra. Sra. de la Torre

El Cadete A del Olivo de Coslada se presenta un año más en el Torneo de Vallecas, con la misma ilusión de todos los años y con muchas ganas de ver buen fútbol por primera vez esta temporada.

Centrándonos en lo que nos importa, el Cadete nos regala un gran día de futbol donde a pesar del calor soportado por todos y todas, pudimos ver pinceladas de lo que parece va a ser nuestro equipo esta temporada.

Entrando ya en el primer partido y el mejor a la postre, comenzamos nerviosos, lentos, fuera del lugar porque en realidad, nos cuesta mucho entrar en los partidos y esto es algo a corregir. Ahora bien, desde el minuto 10 hasta el 30 que duraban los partidos, delicatesen que dirían los más finos, movimientos rápidos de balón, transiciones de un lado a otro, desmarques continuos ofreciendo posibilidades al compañero ….., por resumir, gozamos de un futbol de altos quilates.

Para corroborar todo esto tenemos a Soto, que marca un golazo y pone justicia en el marcador, pero aun así, parece que no es suficiente, ya que, mediado el partido y en una jugada aislada, el jugador número 9 del C.D. Goya nos sorprende con un movimiento magistral para plantarse delante de Nacho y batirle fácilmente.

Pero a estas alturas de partido y aún a pesar de este golpe, el Olivo dominaba el encuentro a placer y cuando juegas bien al fútbol, ocurre que Dani merodea por el borde del área y lanza un zurdazo para firmar el primero de muchos en el Olivo y después, ocurre que Jorge en una falta al borde del área pone el 3-1 definitivo y nos deja con la sensación de “esto pinta bien para este año”.

En el segundo partido, volvemos un poco a la realidad. Nos vuelve a costar entrar en el (por segunda vez algo que debemos corregir) y esta vez jugamos ante un equipo más guerrero. A pesar de ello, mediado el partido y ya con nuestros chicos a tope, gozamos de un mano a mano pero la pelota se marcha por el lateral de la portería.

La igualdad en el partido se masca en el ambiente pero para eso tenemos a Soto, el más listo de la clase que aprovecha un fallo entre defensa y portero para coger el balón, plantarse delante de este y con la tranquilidad de los grandes delanteros le pone el balón donde no puede llegar, planta el 1-0 en el marcador y casi casi casi nos clasifica para las semifinales.

Con este panorama, 35 minutos y treinta y tantos grados después, nos plantamos en el tercer partido, de nuevo con nuestro lastre particular de salir dormidos en el partido. En esta ocasión, nos cuesta un gol de falta y remar a contracorriente en un partido donde nuestros chicos se podían haber relajado. Lejos de eso, reaccionan de inmediato, se ponen las duracell en el lado izquierdo del pecho y esto nos reporta una ocasión clara de Dani que se va por poco, otra de Jorge donde el balón le niega su entrada en la portería, otra donde Dani se planta delante del portero y le fusila a placer y la guinda de la mañana que nos regala Jorge, que después de un sprint de 30 metros sorteando hasta tres contrarios, se planta delante del portero, le bate a su palo largo emulando lo ya realizado en el entreno del miércoles y pone el punto y aparte a una mañana de futbol repleta de esperanzas e incluso alguna que otra lágrima que pudimos ver después de lo tanto vivido en tiempos pasados.

Con la mañana bien echada y los chicos bien cansados, nos vamos para Coslada más contentos que un niño con un “chupa chups”. Comida rápida, descanso el que ha podido y de nuevo para el Valle del Kas, donde nos espera una tarde repleta de emociones.

O al menos eso pensábamos. Ya que comienza la semifinal y no muy lejos del minuto cinco, ya nos damos cuenta de que algo no funciona.

Lo vivido por la mañana es historia, nuestros chicos no se encuentran en el terreno de juego y el rival, sin ser mejor que los que vencimos horas antes, nos castiga con un gol en su única llegada a nuestra área y nos hace tener que remar desde aquí hasta el final del partido.

Y desde aquí hasta el final del partido y esta es la lectura más importante de hoy, nuestros chicos sin jugar un buen partido, consiguen apretar y apretar y apretar, empujan al rival en el tremendo campo número 1 de Vallecas e incluso decisiones arbitrales aparte, podrían haber empatado el encuentro.

Este empate no llegó pero las bases están puestas. Cuando hay que jugar se juega, cuando hay que luchar se lucha y cuando hay que remar se rema. Eso hemos visto hoy y eso hay que dejarlo crecer a partir del lunes en adelante.

Tenemos buenos entrenadores y tenemos buenos chicos. La fusión de todo ello reportará un EQUIPO fuerte y competitivo y sobre todo reportará unos adolescentes aprendiendo que tendrán que luchar para lo que quieran conseguir ¿Hablamos de fútbol?.

Un gran día de futbol para comenzar la temporada

Más información Si, acepto

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y medición de nuestra web. Si continúas navegando, consideramos que aceptas el uso de cookies.